Licencia Creative Commons
Archivo Arturo y Adolfo Reyes Escritores de Málaga por Mª José Reyes Sánchez se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.

domingo, 20 de abril de 2014

EL ESCRITOR COSTUMBRISTA MALAGUEÑO ARTURO REYES. LA GRAN CRISIS (II).


Existe en la vida de muchos artistas una gran contradicción ya que por un lado, les gustaría poder dedicarse en cuerpo y alma a dar rienda suelta a su creatividad para expresar todo aquello que les inspira, y por otra parte, se encuentran con una dura realidad, la dificultad que entraña poder dedicarte exclusivamente a lo que más te gusta y apasiona.

Esto fue lo que le pasó a mi bisabuelo Arturo, quién además de las estrecheces económicas que tanto le angustiaban, se encontró con otro problema añadido como escritor, su negativa a abandonar Málaga para intentar triunfar  en Madrid como muchos de sus amigos le aconsejaban. Quizás el amor infinito que sentía hacia su ciudad natal dónde también encontraba la musa de su inspiración “obligó” en cierta manera a mi bisabuelo a permanecer en su tierra.



Nuestro querido catedrático D. Cristóbal Cuevas realiza en su libro sobre el autor, una interesante reseña sobre ello:

“Este confinamiento en la provincia, aparte otras consecuencias que señalaremos en su lugar, supone para Arturo la imposibilidad del encumbramiento material, ya que su lejanía de los campos de batalla literaria de la Corte le pone en inferioridad de condiciones a la hora de obtener de sus libros un mediano provecho crematístico.

La amargura que esta realidad le producía es difícil de explicar. En su idealismo, Reyes se resiste a admitir la pobreza del hombre de valía – a protestar contra esto dedicará en 1911 uno de sus cuentos más sarcásticos y amargos, “Casa de préstamos”-, y ante la evidencia de sus propias carencias económicas va creándose en su alma un progresivo resentimiento contra la incomprensión circundante.

En este contexto hay que interpretar la desolada carta que escribe en 9 de julio de 1904 a su amigo Cristóbal de Castro, en la que la escueta linealidad de las cifras traduce una sorda protesta contra la injusticia de su penuria.

Esta actitud, que ahora se va intensificando, no es nueva, sin embargo, en Reyes. Ya en 1896, en “Desde el surco”, había escrito:

“La lucha mezquina
que el hombre sostiene
me aturde y me enerva,
me atrofia y me impele,
cual átomo extraño,
distante de sí.”

Continuará…

BIBLIOGRAFÍA:

- “Arturo Reyes. Su vida y su obra. Un enfoque humano del andalucismo literario”. Cuevas García, Cristóbal. Editado por la Caja de Ahorros Provincial de Málaga. Obra Cultural. C. S. I. C. 1974.

- Poesía “Intimidades”. Desde el surco”. Carta – Prólogo de D. Gaspar Núñez de Arce. Pag 181 - Madrid. Librería Fernando Fé. 1896.

- Cuento: “Casa de Préstamos”. Cuentos andaluces. Autor: Reyes, Arturo. Tomo II, Málaga, Gráficas San Andrés, 1964, pp. 177 – 181.

- Fotografía: Archivo Reyes.



2 comentarios:

  1. Sería terrible la lucha interior que mantenía D.Arturo...que influyó lógicamente en sus obras....
    Un poco más de su vida que aprendo hoy contigo.....
    Besos

    ResponderEliminar